Ahora la Viuda Hereda hasta los Bienes Privativos: Tengo que Cambiar mi Testamento?

Por Lcda. Zelma Dávila




La Ley de Herencias en Puerto Rico cambió significativamente con la aprobación del nuevo Código Civil de Puerto Rico. Uno de los cambios más grandes fue que se incluyó a la viuda o viudo como heredero forzoso del 50% de la herencia.


Que significa esto?

Ahora, una vez la persona fallece, la que era su esposa(o) legalmente tiene derecho a cobrar:

1. El 50% de todos los bienes gananciales (por ella haber sido codueña cuando no habían capitulaciones), más

2. Del otro 50% de los bienes gananciales y del 100% de los bienes privativos tiene derecho a cobrar una porción igual a la que cobran los hijos del fallecido. La viuda en este caso se ubica en la misma posición que los hijos del difunto y cobra igual que éstos. Si el fallecido no tuvo hijos, entones la viuda tiene derecho a la totalidad de la herencia.

Este nuevo cambio a la ley es aplicable para todo fallecido luego del 28 de noviembre de 2020. Como dato curioso, esta disposición de ley aplica aún cuando sobrevivan los padres del difunto, aún cuando los esposos hayan tenido capitulaciones matrimoniales, aún cuando estuvieran separados por muchos años, y aún si estuvieran a punto de culminar un proceso de divorcio.


Qué tal si hago un testamento?

Con los nuevos cambios en la ley, sí es posible hacer un testamento para disponer de parte de la herencia. Ahora el testador puede escoger dejar el 50% de la herencia a cualquier persona o entidad. Si así lo hace, sólo el otro 50% de la herencia estaría sujeto a la regla de que la viuda hereda junto con los hijos, o todo si el fallecido no tuvo hijos.


Y si ya hice un testamento con la ley anterior?

Debes revisar bien el mismo, si se ajusta a las nuevas reglas, no tendrá problemas. Ahora bien, si el testamento no concede a la viuda una participación igual que a los hijos en al menos el 50% de la herencia, esa disposición del testamento sería inválida. La viuda en su día tendrá derecho a litigar el caso en los tribunales para declararlo inválido y solicitar que se reparta la herencia conforme a la ley.


Por ello, debes considerar hacer un nuevo testamento en el que la viuda herede, al menos lo que dispone la ley. De esa manera evitarás litigación futura y dolores de cabeza entre los herederos.